Anikó Szabó, nacida en Alemania, hija de húngaros, argentina naturalizada, comenzó a dibujar y pintar desde muy joven con diversas técnicas mixtas, marcadores y acuarelas; hace algunos años ya adoptó definitivamente la pintura al óleo.
Sus obras representan, en su mayoría, paisajes urbanos "naïve" de la ciudad de Buenos Aires.
Su predilección por pintar motivos ciudadanos se afianzó durante su carrera de arquitectura en la Universidad Nacional de Buenos Aires, que finalizó en 1974.
Colaboró como ilustradora en diversas publicaciones como las revistas Maribel; Vosotras; Siete Días; y los diarios La Prensa y La Nación.
Se dedicó a la docencia en la Facultad de Arquitectura y Urbanismo de La Plata y en la Facultad de Arquitectura de Buenos Aires hasta 1976, siempre dictando materias afines a la plástica.
En 1975 realizó su primera exposición de dibujos de vistas de Buenos Aires realizados con marcadores, en la Fundación Lowe, que luego se reprodujeron en miles de tarjetas postales y posters que lograron su difusión masiva.
En 1981 exhibió la primera colección de óleos. A partir de entonces sus pinturas se han hecho muy populares debido a su múltiple reproducción como serigrafías, láminas, tarjetas postales, rompecabezas, señaladores, papel carta, tapices, carátulas de libros y murales sobre la vía pública entre otras cosas, que le reportaron un prestigio adicional.
En una de las esquinas más famosas de Buenos Aires, Avda Quintana y Junín, sobre la terraza de la confitería La Biela (en la Recoleta), se exhibieron, en tamaño gigante, seis de sus obras durante cinco años, auspiciada por la empresa Seagram (Old Smougler).
En 1984 la Enciclopedia Mundial de "L'Art Naïf" editada en la entonces denominada Yugoeslavia, la incluyó en su nómina de pintores contemporáneos de mayor suceso en el mundo, representando a la Argentina.
En 1986, el Correo de la República Argentina (Encotel) puso en circulación un sello postal con un motivo navideño creado por Anikó Szabó: Retablo Naïf.
Una importante cadena de supermercados (Norte), le encargó seis murales con los que decoró la filial del barrio de Devoto.
El libro Buenos Aires Por Arte de Magia (primera edición en diciembre de 1986), se convirtió en un best-seller de ventas y es un compendio de sus obras, un volumen de colección.
Una idea del Patronato de la Infancia -en donde Anikó Szabó es Coordinadora de la Comisión de Tarjetas desde 1976- se convirtió en otro libro de gran divulgación a partir de l988: Angeles Buscando Infancia. La tapa y varias ilustraciones le pertenecen.
Desde hace más de una década, importantes empresas nacionales e internacionales de primer nivel, del sector petrolero, bancario, aeronáutico, laboratorios químicos y medios de comunicación, le encargan el diseño de sus tarjetas de fin de año, almanaques, afiches y láminas para regalos o souvenirs.
En 1994 participó en la muestra Lo Mejor del Arte Naïf, realizada en el Museo Raggio y a la cual concurrieron más de un millón de personas en veinte días.
En 1997 la editorial Estrada sacó a la venta una colección de cuadernos que denominó "Arte Anikó" y en sus tapas y láminas interiores se reproducen obras de la artista. Se reeditaron hace 3 años y se venden en papelerías.
La mayoría de sus cuadros originales, están en el exterior: fueron adquiridos por embajadores, empresarios y coleccionistas que valoraron su calidad artística y originalidad para interpretar a Buenos Aires y por el interés turístico y nostálgico que transmiten de la ciudad.

Actualmente sus láminas y tarjetas se pueden adquirir
en la sede del Patronato de la Infancia:
Mansilla 2588 Capital Federal. Teléfono: 4961-5759